Entradas

Mostrando entradas de junio, 2009

Muertes anunciadas

Imagen
Aún, aún podemos hallarlas cada mañana junto al resto de sus colegas, en el mostrador del quiosco o, siguiendo la tan económica y socorrida costumbre por estos pagos, darle un rápido ojeo mientras, acodados en el del bar, damos el primer sorbo al café de media jornada, si no le habíamos ya echado antes un vistazo en su discurrir de despacho en despacho, en la oficina. Sí, aún podemos leerlas y estar o no, sana costumbre, de acuerdo con su información o sus puntos de vista, pero todo parece indicar que pronto no será posible; que la suerte, más que aciaga, está ya echada; que a bien corto plazo - ¿un mes?, ¿mes y medio? – la pluralidad informativa de Castilla La Mancha sufrirá el zarpazo de la desaparición de las respectivas ediciones de La Tribuna de Cuenca y de Guadalajara (la de Talavera, a lo que se dice, seguirá pero con plantilla más que mermada). Y con ello, crisis o no crisis, puñetero ERE de por medio, no sólo van a quedarse en el paro, deshechos sus legítimos planes, un buen…

Verano, deseos y esperanzas

Imagen
Un algo menos fogoso en su aquí estoy que su predecesora en los últimos días de su adiós, el verano se nos coló casi como de tapadillo, en el predespertar del domingo (a las siete cuarenta y seis para ser meteorológicamente exactos) como sin querer molestar, que al fin y al cabo era día de fiesta y la hora tempranera, pero tan rematadamente fiel como cada año a su cita. Un verano que se nos ha anunciado pobre en eclipses e incluso que tal vez, por no tener, no tenga siquiera canción propia – quién nos lo hubiera dicho hace no tanto tiempo - que a lo que parece es algo que ya no se lleva, pero que será sin duda igual de pródigo que siempre en vacacionales sueños de ocio y descanso. Un verano que volverá tal vez, en algún momento de alguno de sus días a recordarnos, al paso de alguna fugaz silueta cabe el romper de las olas en la arena de la playa, aquel otro tan atrás en el tiempo, en el que el amor fue dueño a la par del tiempo y de nuestra alma. Un verano que ojalá sea el verano – d…

Premio para HOTEL SAFARI

Imagen
El número 1 del fanzine Hotel Safari fue galardonado con el Premio a la mejor publicación de este tipo dentro de las distinciones por votación popular del XXVII Salón Internacional del Cómic de Barcelona. Se trata de una publicación colectiva sacada a la calle por un grupo de ocho jóvenes valores, todos menos uno (a su vez editor de la revista) estudiantes en su día en la Facultad de Bellas Artes del campus en Cuenca de la Universidad de Castilla La Mancha. La publicación, que ya se presentó también en el Salón del Cómic de Zaragoza y en la reciente Feria del Libro y la Lectura de Cuenca, nace con vocación de continuidad, una continuidad que sin duda se verá favorecida por la recompensa recién recibida.

Dentro de un más que estimable - en algunos casos cabría decir que excepcional - nivel dibujístico y expresivo, este primer volumen de Hotel Safari aúna a lo largo de sus ochenta páginas de impecable impresión en color, una decena de historias de muy variada temática y presencia formal:…

Sin apellidos, por favor

Imagen
Sí, sin apellidos. Ni democracia religiosa iraní - de verdad que no señor Ahmadineyad, haya usted ganado o no las elecciones - ni democracia liberal, ni democracia popular, ni democracia social, ni democracia bolivariana, ni democracia revolucionaria, ni, los más mayores seguro que aún se acuerdan, democracia orgánica, vaya invento, ni, desde luego, guiada ni vigilada, ni adaptada a las peculiaridades de nuestra sociedad, cultura, tradición, historia, que ya sabemos de qué va eso. No. Sólo, tan sólo, democracia. Pura y dura. Democracia a palo seco: esa forma de organización del Estado, en la que las decisiones colectivas son mejor o peor adoptadas por los ciudadanos a través de más o menos perfectibles mecanismos de participación mediante los que confieren legitimidad por un cierto periodo de tiempo a sus representantes; el aunque sea a trancas y barrancas gobierno del pueblo, por el pueblo y para el pueblo, por usar la idealista definición lincolniana, pese a que sean tantos sus fall…

Pese a todo

Imagen
Hubo un tiempo en el que muchos (ya, bueno, al menos algunos) de quienes crecimos en el triste coto de la dictadura como ciudadanos de tercera y sometidos vasallos maniatados, idealizamos Europa como el anhelado ámbito de todas las libertades y virtudes. Y aunque luego acabáramos descubriendo que, si bien mucho mejor que lo hasta entonces propio, tampoco era oro todo lo que tanto en él nos había parecido relucir, nos resistimos a que nada ni nadie nos hurtaran lo soñado. Y por ello nos dijimos que además de aprovechar lo mucho bueno que el haber entrado en él nos había proporcionado, lo que había que hacer era currarse el que se acabara pareciendo lo más posible a lo que nuestra imaginación y deseos nos pintaran. La empresa, sin embargo, ha resultado mucho más complicada de lo que, ingenuos, supusimos, y el día a día nos ha ido enfrentando a una realidad que cada vez parece más ajena a nuestros anhelos y ahí están, claro ejemplo de ello, la en estos mismos días mutación en inútiles …

Un señor actor

Imagen
Jugaba en casa; no había más que ver la sala, ni un asiento libre de patio a platea, de platea a palcos. Pero eso, que incluso podía haber jugado en contra – la responsabilidad ante los próximos y paisanos, aquello de que nadie es profeta en… - no fue lo importante. Lo importante fue su saber estar y hacer, su pisar fuerte y seguro la a la par bella y funcional escenografía de Almudena López, su dicción impecable del espléndido texto del esperpento valleinclanesco, la tan difícil naturalidad con que encarnó, pura vida, las tragicómicas desventuras del pobre don Friolera – ¡ay! Pascual, Pascualín de carcajada y lágrima – incluidos los hábiles guiños dictados por un tan zorro viejo de la puesta en pie teatral cual Ángel Facio (con que Arniches a lo bestia, ¿no?, al fin lo pudiste montar…) Lo importante fue el poder disfrutar, en velada tan vectada para él de emociones – y dentro de un colectivo de tan ejemplar nivel y empaste, Teté Delgado, Nacho Novo, Isabel Ayúcar, por Dios, qué doña…